#4 La relevancia del material

Acaso ocupados en otros saberes tangentes al ámbito de la arquitectura, los arquitectos hemos descuidado el poder cognoscitivo de la mirada como suministro de la información acumulada en el material. No en vano la arquitectura procura ordenar la materia y, con ella, todo el mundo alrededor. No solo precisamos de ella para poder conformar los espacios que el hombre habita, sino que, en la materia encuentran, precisamente, su origen. De ahí que, la obra de arquitectura, para ser realmente consistente, no parta de imágenes sino de materiales y de la manera en que éstos se relacionan. El propio curso de la historia de la arquitectura puede entenderse como una evolución de los sistemas constructivos que, a su vez, son consecuencia de las revoluciones derivadas del diverso uso de los materiales.

Los maestros modernos comprendieron que de la materia emanaba la posibilidad de creación de un nuevo orden, y no solo no la desdeñaron, sino que, a su conocimiento profundo, mecánico y plástico, destinaron sus desvelos, conscientes de que, con su orden, podían inferir una corriente que organizase, esencialmente, el mundo. Precisaron de la materia mensurable para alcanzar el orden del espíritu.

Del mismo modo el material suministra la información para la expresión del proyecto arquitectónico. Los factores compositivos del mismo encuentran su razón en las medidas y los valores expresivos de los materiales así como en el modo en que se agrupan. En este número de la revista pueden encontrar acomodo aquellas investigaciones basadas en la equivalencia de las decisiones proyectuales, constructivas y estéticas. Es decir, los ejercicios arquitectónicos que parten, y concluyen, en la experiencia métrica y sensible del material.

El material puede entenderse, igualmente, como depositario de la memoria de los lugares sobre los que se construye el paisaje. Son múltiples los ejemplos en los que la esencial construcción del mismo refiere a la memoria acumulada en los materiales. Incluso algunas trayectorias de arquitectos modernos encontraron un punto de cambio o inflexión a partir de una modificación en la percepción y utilización de los materiales. La búsqueda de una arquitectura intemporal y universal se relaciona estrechamente con los valores perceptivos y significantes emanados del material.

El desarrollo de las nuevas tecnologías, así como la creciente influencia de investigaciones científicas en el pensamiento contemporáneo, han abierto la posibilidad de incorporar nuevos argumentos a la discusión y elaboración del hecho arquitectónico desde una nueva percepción de la materialidad. Una percepción que incluye la transposición a la arquitectura de nuevas estrategias que implican ligereza, levedad, transparencia, desmaterialización y que, ineludiblemente, se basan en investigaciones sobre nuevas posibilidades materiales.
Del mismo modo la incorporación de nuevos materiales, así como su reciclaje, ofrecen al ámbito de la construcción nuevas fórmulas que, de acuerdo a una nueva sensibilidad contemporánea, prolonguen la consistencia del discurso arquitectónico.

Esta cuarta convocatoria de la revista pretende convocar a aquellas investigaciones que indagan en el material –en su constitución, en sus valores plásticos y mecánicos- como razón para la construcción de un paisaje, la medida y el halo para una composición o el argumento sobre el que descansa la razón del proyecto arquitectónico.

 

ISSN versión impresa: 2341-0531 / ISSN versión digital: 2387-0346. Copyright © 2016 ZARCH. Todos los derechos reservados